Las Patentes de Invención en Argentina.

Se muestra un símbolo de la justicia sobre una plano de un invento mecánico para ilustrar el artículos sobre las patentes de invención en argentina

Las Patentes de Invención en Argentina constituyen un tipo de Derecho de la propiedad industrial. Su particularidad corresponde, sin duda, a la idea de justicia en favor del creador, pero responde más todavía a los intereses de la sociedad que logra a cambio del derecho de patentes concedido, la revelación del secreto de invención, que contribuye indiscutiblemente en última instancia al progreso industrial.

De tal suerte, el régimen de las patentes de invención está amplia y solidariamente determinado por consideraciones de interés público y económico, ya que tutela todo progreso técnico del cual depende en gran medida, el desarrollo de la producción agrícola ganadera e industrial, el bienestar y la riqueza, la jerarquía y el prestigio nacional, el poder y aun la independencia del país.

De aquí que su vigencia esté determinada por un plazo de duración relativamente corto para no crear demasiadas trabas al progreso técnico.

La concesión de la patente comporta, por otra parte, la obligación de pagar tasas fiscales anuales.

La ley impone además al patentado la obligación de explotar el invento en el interés de la industria y el trabajo nacionales bajo la amenaza de diversas sanciones, entre ellas, la concesión de licencias obligatorias.

Se puede decir que en Argentina una patente de invención es un derecho que otorga la Ley 24.481 al inventor sobre su invento por un determinado plazo para que explote en forma exclusiva, pudiendo impedir que terceros, sin su consentimiento, realicen actos de venta, importación, fabricación o uso del producto patentado.

La ley permite al titular del derecho intelectual de patente que efectúe con él todos los actos jurídicos que por su naturaleza sea capaz de realizar en forma exclusiva por el término de 20 años. Vencido el plazo, la patente pasa a ser de dominio público.

Régimen Legal de las Patentes de Invención en Argentina

Son aplicables al régimen de patentes en Argentina:

  • La Ley 24.481 «Patentes de Invención y Modelos de Utilidad»; y sus posteriores modificaciones
  • El Convenio de París ratificado por Ley 17.011
  • La Ley 24.425 (en su parte pertinente: Acuerdo sobre los Aspectos de los Derechos de Propiedad Intelectual Relacionados con el Comercio)

Requisitos para patentar un invento

Serán patentables: Las invenciones de productos o de procedimientos, siempre que sean nuevas, entrañen una actividad inventiva y sean susceptibles de aplicación industrial. a) Se considerará invención a toda creación humana que permita transformar materia o energía para su aprovechamiento por el hombre. b) Asimismo será considerada novedosa toda invención que no esté comprendida en el estado de la técnica. c) Por estado de la técnica deberá entenderse el conjunto de conocimientos técnicos que se han hechos públicos antes de la fecha de presentación de la solicitud de patente o, en su caso, de la prioridad reconocida, mediante una descripción oral o escrita, por la explotación o por cualquier otro medio de difusión o información, en el país o en el extranjero. d) Habrá actividad inventiva cuando el proceso creativo o sus resultados no se deduzcan del estado de la técnica en forma evidente para una persona normalmente versada en la materia técnica correspondiente. e) Habrá aplicación industrial cuando el objeto de la invención conduzca a la obtención de un resultado o de un producto industrial, entendiendo al término industria como comprensivo de la agricultura, la industria forestal, la ganadería, la pesca, la minería, las industrias de transformación propiamente dichas y los servicios. (Art. 4 Ley 24.481)

No se considerarán invenciones: a) Los descubrimientos, las teorías científicas y los métodos matemáticos; b) Las obras literarias o artísticas o cualquier otra creación estética, así como las obras científicas; c) Los planes, reglas y métodos para el ejercicio de actividades intelectuales, para juegos o para actividades económico-comerciales, así como los programas de computación; d) Las formas de presentación de información; e) Los métodos de tratamiento quirúrgico, terapeútico o de diagnóstico aplicables al cuerpo humano y los relativos a animales; f) La yuxtaposición de invenciones conocidas o mezclas de productos conocidos, su variación de forma, de dimensiones o de materiales, salvo que se trate de su combinación o fusión de tal manera que no puedan funcionar separadamente o que las cualidades o funciones características de las mismas sean modificadas para obtener un resultado industrial no obvio para un técnico en la materia; g) Toda clase de materia viva y sustancias preexistentes en la naturaleza. (Art. 6 Ley 24.481)

No son patentables: a) Las invenciones cuya explotación en el territorio de la República Argentina deba impedirse para proteger el orden público o la moralidad, la salud o la vida de las personas o de los animales o para preservar los vegetales o evitar daños graves al medio ambiente; b) La totalidad del material biológico y genético existente en la naturaleza o su réplica, en los procesos biológicos implícitos en la reproducción animal, vegetal y humana, incluidos los procesos genéticos relativos al material capaz de conducir su propia duplicación en condiciones normales y libres tal como ocurre en la naturaleza. (Art.7 Ley 24.481)

Derechos del titular de la patente

  • Derecho exclusivo por 20 años para explotar comercial e industrialmente el objeto de la patente
  • Derecho a otorgar licencias de explotación a terceros por el mismo término (Arts.37 a 40 Ley 24.481)
  • Derecho a oponerse a que terceros utilicen la patente por el término legal.

Límites y restricciones a los derechos de patentes

  • El plazo de otorgamiento: La patente tiene una duración de 20 años improrrogables, contados a partir de la fecha de presentación de la solicitud. (Art.35 Ley 24.481)
  • Límite en sus efectos de comercialización: “El derecho que confiere una patente no producirá efecto alguno contra: Cualquier persona que adquiera, use, importe o de cualquier modo comercialice el producto patentado u obtenido por el proceso patentado, una vez que dicho producto hubiera sido puesto lícitamente en el comercio de cualquier país. Se entenderá que la puesta en el comercio es lícita cuando sea de conformidad con el Acuerdo de Derechos de Propiedad Intelectual vinculados con el comercio. Parte III Sección IV Acuerdo TRIP’s-GATT.” (Inciso c del Art.36 Ley de Patentes de Invención y Modelos de Utilidad)
  • Licencias obligatorias en el caso de no explotación, de requerimiento del Poder Ejecutivo por razones de emergencia sanitaria o seguridad nacional y en los supuestos de patentes cruzadas.

Los modelos de utilidad

Toda disposición o forma nueva obtenida o introducida en herramientas, instrumentos de trabajo, utensilios, dispositivos u objetos conocidos que se presten a un trabajo práctico, en cuanto importen una mejor utilización en la función a que estén destinados, conferirán a su creador el derecho exclusivo de explotación, que se justificará por títulos denominados certificados de modelos de utilidad. Este derecho se concederá solamente a la nueva forma o disposición tal como se la define, pero no podrá concederse un certificado de modelo de utilidad dentro del campo de protección de una patente de invención vigente (Art.53 Ley 24.481)

El certificado de los modelos de utilidad tendrá una vigencia de 10 años improrrogables, contados a partir de la fecha de presentación de la solicitud, y estará sujeto al pago de los aranceles que establezca el decreto reglamentario. (Art.54 Ley 24.481)

Serán requisitos esenciales para que proceda la expedición de estos certificados que los inventos contemplados en este título sean nuevos y tengan carácter industrial. (Art.55 Ley 24.481)

Procedimiento para obtener una patente de invención en Argentina.

Para poder obtener una patente el interesado debe presentar una solicitud ante la INPI, pagando los aranceles correspondientes y cumpliendo los requisitos establecidos el Art.12 de la Ley 24.481. Estos requisitos responden a las modificaciones introducidas por el art. 1° del Decreto N° 403/2019 B.O. 6/6/2019.

Transcurridos NOVENTA (90) días corridos de la presentación de la solicitud de patente, el Comisario de Patentes ordenará la realización de un examen preliminar en un plazo de 20 días corridos.

La solicitud será denegada sin más trámite si dentro del plazo de 30 días corridos contados a partir de la notificación, el solicitante no salva las observaciones señaladas por la Administración Nacional De Patentes en su examen preliminar. En caso de no presentar contestación alguna dentro del plazo señalado, la solicitud se tendrá por abandonada.

Aprobado el examen preliminar se procede a la publicación de la solicitud de patente en trámite, en el boletín de patentes. Se procede luego la examen de fondo. Si como resultado del examen de fondo, el examinador determina que la invención reúne los requisitos legales y reglamentarios que habilitan su patentamiento y, en su caso, que se han salvado satisfactoriamente las observaciones formuladas, elevará en el término de 10 días un informe al Comisario de Patentes con su recomendación, quien resolverá dentro de los 30 días subsiguientes.

Una vez dictada la resolución concediendo o denegando el otorgamiento del título, se deberá notificar al solicitante por medio fehaciente.

Si la resolución es denegatoria, a partir de su notificación comenzará a correr el plazo de (30) días para la interposición del recurso de reconsideración

La Autoridad de Aplicación gestionará el Registro Electrónico de las Patentes concedidas.

Consulte con nuestro Estudio Jurídico

en caso de disputas legales por el derecho de explotación de las patentes. Háganos saber sus necesidades y lo ayudaremos a resolverlo.

Ir arriba