El Contrato de Trabajo a Tiempo Parcial

El artículo 92 ter de la Ley de Contrato de Trabajo regula el contrato de trabajo a tiempo parcial de la siguiente manera:

  1. “El contrato de trabajo a tiempo parcial es aquel en virtud del cual el trabajador se obliga a prestar servicios durante un determinado número de horas al día o a la semana, inferiores a las dos terceras (2/3) partes de la jornada habitual de la actividad. En este caso la remuneración no podrá ser inferior a la proporcional, que le corresponda a un trabajador a tiempo completo, establecida por ley o convenio colectivo, de la misma categoría o puesto de trabajo. Si la jornada pactada supera esa proporción, el empleador deberá abonar la remuneración correspondiente a un trabajador de jornada completa.
  2. Los trabajadores contratados a tiempo parcial no podrán realizar horas suplementarias o extraordinarias, salvo el caso del artículo 89 de la presente ley. La violación del límite de jornada establecido para el contrato a tiempo parcial, generará la obligación del empleador de abonar el salario correspondiente a la jornada completa para el mes en que se hubiere efectivizado la misma, ello sin perjuicio de otras consecuencias que se deriven de este incumplimiento.
  3. Las cotizaciones a la seguridad social y las demás que se recaudan con ésta, se efectuarán en proporción a la remuneración del trabajador y serán unificadas en caso de pluriempleo. En este último supuesto, el trabajador deberá elegir entre las obras sociales a las que aporte, a aquella a la cual pertenecerá.
  4. Las prestaciones de la seguridad social se determinarán reglamentariamente teniendo en cuenta el tiempo trabajado, los aportes y las contribuciones efectuadas. Los aportes y contribuciones para la obra social será la que corresponda a un trabajador, de tiempo completo de la categoría en que se desempeña el trabajador.
  5. Los convenios colectivos de trabajo determinarán el porcentaje máximo de trabajadores a tiempo parcial que en cada establecimiento se desempeñarán bajo esta modalidad contractual. Asimismo, podrán establecer la prioridad de los mismos para ocupar las vacantes a tiempo completo que se produjeren en la empresa.”

Características del Contrato de Trabajo a Tiempo Parcial

  • Prestación de servicios por horas al día, semana o mes inferiores a los dos tercios (2/3) de la jornada habitual.
  • Rige el período de prueba
  • No existen horas extras. Si se llega a dar el supuesto se paga como hora simple.
  • Aportes, contribuciones, indemnizaciones proporcionales al salario, con excepción de la obra social, que deberá pagarse sobre el total del sueldo anual de tiempo completo.

Entonces, trabajador a tiempo parcial es el que trabaja en una jornada inferior a dos terceras partes de la normal. Éste es el parámetro que fija el legislador para la reducción de la jornada; es decir que superado este límite el contrato de trabajo será considerado a tiempo completo.

La modalidad a tiempo parcial puede referirse a la jornada diaria (reducción de horas en el día de trabajo), o bien en la asignación de tareas en horario completo sólo ciertos días a la semana, dando lugar en este caso a prestaciones discontinuas. Nada impide que se combinen ambas alternativas (reducción de horario y de días de labor) siempre que no se supere el límite máximo que la ley considera definitorio de la modalidad contractual.

Semejanzas y diferencias con el contrato por tiempo indeterminado

Los trabajadores contratados a tiempo parcial gozan de los mismos derechos laborales que un trabajador a tiempo completo.

Lo que cambia es el monto de la remuneración, que será según la ley o convenio colectivo, de la misma categoría o puesto de trabajo, pero fijada en proporción al tiempo efectivamente trabajado.

En el Contrato de Trabajo a Tiempo Parcial, la antigüedad en el empleo se computa desde el inicio del contrato de trabajo, al sujetar la ley a aquélla al cumplimiento de una determinada jornada de labor.

El Contrato de Trabajo a Tiempo Parcial y la prohibición de horas extras a excepción del artículo 89 de la Ley de Contrato de Trabajo. Cómputo del valor hora

Las horas extras no están permitidas para esta modalidad de contrato excepto para el caso que sea de aplicación el artículo 89 de la Ley de Contrato de Trabajo, es decir ayudas o auxilios extraordinarios en caso de peligro grave o inminente para la empresa.

En este supuesto, el parámetro para el cómputo del valor hora adicional del tiempo suplementario, según señala Santiago Ramos (Infojus DACF090020) no debe ser diario ni semanal sino «mensual», lo que permite concluir que deben considerarse para este cálculo los aumentos salariales otorgados en el mes calendario en que el trabajador prestó servicios adicionales, aunque hayan sido otorgados con posterioridad a la fecha concreta de prestación adicional. Sin embargo, es oportuno señalar que esta regla es válida en la medida que el trabajador no exceda la carga horaria normal que establecen los artículos 201 y siguientes de la LCT. Cuando se excede este límite (normal) estamos en presencia de «horas extraordinarias» que deben ser abonadas con los recargos previstos en el artículo 201 de la LCT, en la ley 11.544 y los decretos 16.115/33 y 16.117/33.

Cotización de los beneficios de la seguridad social

Respecto de la cotización de los beneficios de la seguridad social, en el Contrato de Trabajo a Tiempo Parcial, resultan unificados para el caso de pluriempleo, y son fijadas por la reglamentación en proporción al tiempo trabajado y la remuneración. Respecto de los aportes a la obra social serán iguales a los de un trabajador por tiempo completo y en caso de pluriempleo, el trabajador deberá elegir una de las que le pudiera corresponder.

Ir arriba